La implantación de la industria 4.0 -considerada como la cuarta revolución industrial- en el sector primario es uno de los grandes retos de los próximos años y el presidente de la Asociación de Empresas Gallegas de Software Libre (Agasol), Carlos Rodríguez, apremió a impulsar el uso de su tecnología por parte de las empresas agroalimentarias para que aumenten su competitividad.
De hecho, indicó que “nuestra ganadería debe darse prisa en desarrollar tecnología propia en los 3 años que quedan para que finalicen las ayudas europeas, y así evitar recurrir a proveedores globales”. Preguntado por la crisis de la oleada de fuegos que ha afectado a Galicia en los últimos días, aseguró que la tecnología desarrollada a través de software libre “podría ayudar a prevenir incendios”, pero sería necesario colocar “una gran cantidad” de dispositivos en el monte y sobrevolar con drones monitorizados vía satélite para poder detectar zonas de riesgo.
Además del sector primario, las tecnologías libres son fundamentales para que las pymes puedan competir en igualdad de condiciones con las grandes compañías. En este sentido, el vicepresidente de Pymes del Cluster TIC de Galicia, Alejandro Lamas, apuntó que el 90% de las empresas TIC son pymes y la gran mayoría (nueve de cada diez) usan software libre.
Una tecnología clave en las TIC
Lamas destaca que el software libre elimina barreras de entrada a las pymes en la industria 4.0, un ámbito que requiere de una constante actualización e innovación. Cree que las tecnologías libres permiten mantener e incrementar la condición estratégica de las TIC en Galicia, cuyas empresas emplean a 17.000 personas y facturan 3.000 millones de euros al año. Galicia es la quinta comunidad española con más presencia TIC y, según Lamas, “tiene los mimbres para ser una potencia” del sector.
David Olmos, presidente de la Federación Nacional de Empresas de Software Libre (Asolif), cree que la parte del negocio de las empresas vinculadas a la tecnología tiene que avanzar rápido para mantener competitividad, un aspecto en el que considera que el software libre es clave.
Pola su parte, la directora de la Amtega de la Xunta de Galicia, Mar Pereira, coincidió que, en el momento actual de transformación digital, el software libre ha demostrado su capacidad como solución competitiva en la modernización de diferentes sectores. También destacó a apuestas del Gobierno gallego por esta tecnología a través del Plan de Software Libre 2017, que recoge 110 actuaciones en la sociedad y en las empresas, donde el 86% de ellas ya lo utiliza.
El director de Economía Digital de Red.es, Alejandro Tosina, destacó su mayor apoyo al sector privado en los últimos tres años para consolidar su digitalización y mencionó los tres grandes ejes de su estrategia: la ciudadanía digital, la economía del dato y el sistema 4.0.
El papel de las mujeres
Bajo el título de “¿Qué hace una mujer como tú en un evento como este?”, varias expertas del sector debatieron sobre el papel de las mujeres. En la mesa participaron Yaiza Rubio, una de las hacker de referencia en España y analista de inteligencia en Eleven Paths de Telefónica; Edita de Lorenzo, de la Universidad de Vigo; Bárbara Román, CEO de NoLegalTech, y Lluïsa Núñez de la Universidad de Barcelona.
Durante el debate, se aportaron datos que ponen de manifiesto la brecha de género que aún existe en el campo tecnológico. De hecho, el porcentaje de matriculadas en telecomunicaciones en los últimos 15 años pasó del 30% al 20% por el cambio de la denominación a “Ingeniería”, pese a que son las mujeres las que tienen un mayor índice de finalización de los estudios.
Durante su análisis, las expertas reclamaron que se haga más visible a las mujeres como referentes tecnológicos y que puedan tener una posición más activa en la toma de decisiones para no perder el enfoque de la mita de de la humanidad.
Galicia, líder en software libre
Una de las razones por las que LibreCon se celebra en esta edición Galicia se debe la que las empresas que operan desde esta comunidad son punteras en el sector y cuentan con una gran presencia internacional, con actividad y 18 países y sedes en Europa, México o Estados Unidos, entre otras.
Actualmente, la Asociación de Empresas Gallegas de Software Libre (Agasol) representa a más de 20 empresas que facturan más de 20 millones de euros y trabajan en proyectos con grandes compañías de dentro y fuera de España y con los gigantes tecnológicos, entre los cuáles se encuentran referentes cómo Google. Desde Silicon Valley hasta Tokio, pasando por Ciudad del Cabo o Seúl, el software libre gallego es uno de los sectores de mayor dinamismo y potencial de la economía gallega.